Tres cuervos negros

The Three Black Crows (S. XVIII) por John Byrom

Dos honestos comerciantes reunidos en la Playa;
enérgicamente uno tomó al otro por el brazo,
“oye tú,” dijo él, “¡es una extraña historia esta
acerca de los cuervos!” “No sé qué hacer de ella,”
respondió su amigo. “¡No! Me sorprende digas eso,
de donde vengo todos hablan de ello;
pero habrás de oír—¡un asunto bizarro, de hecho!
y de que tuvo lugar, todos están de acuerdo.
Para no retenerte de tan extraño evento:
un caballero, que vive no lejos de la Casa de Cambio,
en breve, esta semana, como todo el callejón sabe,
vomitando devolvió tres cuervos negros.”
“¡Imposible!” “Sí, pero es totalmente cierto;
lo obtuve de buenas manos y lo mismo puedes tú.”
“¿De quién, le ruego?” Así, habiendo nombrado al hombre
directo a investigar corrió su extrañado compañero.
“Señor, ¿contó usted”—y relató el asunto.
“Sí, señor, lo hice; y si le llama la atención
pregunte al Sr. Fulanito que me lo relató a mí.
Pero, al respecto, eran dos cuervos negros—no tres.”
Resuelto a rastrear tan maravilloso evento,
chasqueando, al tercero, se encaminó el virtuoso;
“Señor,”—y así en adelante. “Pues sí; el tema es un hecho,
sin embargo, en cuanto al número, inexacto:
no eran dos los cuervos negros—era uno;
en la veracidad de ello usted puede confiar;
el caballero mismo me contó el caso.”
“¿Dónde puedo hallarlo?” “Bueno, en tal lugar.”
Marcha él y habiéndolo encontrado,
“Señor, sea bueno y resuelva una duda que tengo.”
Luego le refirió a su último informante
y suplicó saber si era verdad lo que había oído.
“¿Vomitó usted, señor, un cuervo negro?”
“Yo no.” “¡Bendición! ¡Cómo propaga mentiras la gente!
Cuervos negros fueron devueltos, tres, dos y uno;
y aquí encuentro que todo resulta, al final, en cero.
¿No dijo nada en absoluto de un cuervo?”
“Cuervo… cuervo… quizás pude, ahora recuerdo
el asunto de nuevo.” “Le ruego, señor, ¿qué era?”
“Bueno, yo estaba horriblemente enfermo
y, al final, efectivamente vomité, y así lo relaté a mi vecino,
algo que era—tan negro, señor, como un cuervo.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s